La Policía española, en colaboración con las fuerzas de seguridad de Portugal y de otros cuatro países, intervinieron 4.248 kilogramos de cocaína y detuvieron a 20 personas, miembros de una organización que quería introducir la droga en España a través de un pesquero venezolano.

Según informó la Policía, de los arrestados, tres de ellos, detenidos en Venezuela, serían los presuntos máximos responsables de la organización criminal propietaria de la droga.

Los agentes descubrieron que el pesquero de los narcotransportistas navegaba hacia un determinado punto geográfico del Atlántico, establecido por la organización exportadora para recoger una importante cantidad de cocaína.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *