El secretario de Estado de EE.UU., Antony Blinken, condenó las elecciones “antidemocráticas” en Nicaragua y reiteró que Washington continuará imponiendo “sanciones” al Gobierno del presidente Daniel Ortega.

El jefe de la diplomacia estadounidense criticó que la “represión y manipulación electoral” por parte del Ejecutivo nicaragüense arrebataran cualquier “significado real” al voto del 7 de noviembre.

“Estados Unidos se une a otras democracias en la región y en todo el mundo en la condena de esta subversión de las normas democráticas”, señaló Blinken.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *