El Giro de Italia desveló el recorrido de las seis etapas de media montaña de su edición número 105, con pruebas entre Diamante y Potenza, Nápoles-Nápoles, Pescara y Jesi, Parma y Génova, Santena y Turín, Merano Lagunare y Santuario de Castelmonte.

Tras anunciar la víspera el recorrido de las siete etapas que favorecen a los velocistas, el Giro presentó hoy unas etapas a las que pueden optar tanto los especialistas de las clásicas de un día como los más competitivos al esprint final.

“Son seis etapas muy interesantes porque están abiertas a más soluciones, con fugas desde lejos, ataques en el final o esprint en los últimos metros. Serán pruebas importantes para la ‘maglia ciclamino’ (clasificación de puntos), pero también podrían ser importantes para la general”, aseguró el eslovaco Peter Sagan, una de las estrellas que tomarán la salida el próximo mes de mayo.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *