El Gobierno de Ecuador anunció que aprobará unas normativas para que la fuerza pública pueda garantizar el uso progresivo de la fuerza, con el objetivo de encarar asuntos como la crisis carcelaria, que el pasado sábado dejó al menos 68 reos muertos en la Penitenciaría de Guayaquil.

En un mensaje a la nación, el Presidente Guillermo Lasso, dijo que para garantizar que “la fuerza pública cuente con las herramientas necesarias para la defensa ciudadana y el control de los sistemas carcelarios”, se aprobarán “normas para el uso progresivo de la fuerza”, que no explicó.

Algo similar ya fue negado en mayo pasado por la Corte Constitucional, que declaró como ilegal un reglamento para el uso progresivo, racional y diferenciado de la fuerza por parte de soldados y que fue presentado durante el Gobierno del expresidente Lenín Moreno, antecesor de Lasso.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *