Hace justo un año, la maltrecha salud del para muchos mejor futbolista de la historia dijo basta. Empezaba así una nueva era del mito Diego Maradona, en la que los homenajes a su figura, como los que se celebran en diversas partes del mundo, se unen a la investigación tanto de las circunstancias de su muerte como de sombríos capítulos de la vida del astro argentino.

Una misa a la que acudieron las hermanas del ídolo; actividades en Villa Fiorito, el barrio bonaerense de su infancia, y otros actos en Argentina o en Nápoles (Italia) -donde “El Diez” es recordado como un Dios por su etapa en el club napolitano- marcan el primer aniversario de la muerte del ídolo, que padecía un complejo cuadro de salud cuyos cuidados médicos la Justicia busca determinar si fueron deficientes.

En redes sociales, las etiquetas #diegoeterno, #maradona, #graciasdiego y otras similares fueron tendencias de la jornada, con sentidos mensajes de rostros anónimos y populares y los principales equipos en los que jugó, incluida la selección argentina con la que ganó el Mundial en 1986.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *