Luis Enrique Martinelli Linares, hijo del expresidente de Panamá Ricardo Martinelli (2009-2014), se declaró culpable de blanqueo de dinero en una trama relacionada con la constructora brasileña Odebrecht.

Martinelli Linares cambia así su testimonio del pasado 16 de noviembre cuando se declaró “no culpable” del mismo delito en su primera comparecencia ante la Justicia estadounidense un día después de haber sido extraditado desde Guatemala, donde se encontraba detenido.

Con la declaración, Martinelli Linares, que evita así el juicio, se arriesga a una pena máxima de 20 años de cárcel y podrá apelarla solo si la pena de cárcel total suma más de 152 meses (doce años y medio), dijo el juez.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *